marzo 27, 2014

Los Hochschild y la fiesta de Lima


 Foto: EFE.

Dicen que esta semana Lima es la capital de la literatura: decenas de escritores y escritoras de todas partes vinieron por la I Bienal de Novela Vargas Llosa, organizada por la Cátedra Vargas Llosa. La fiesta cuenta con el apoyo del Grupo Hoschild y su presidente, Eduardo Hochschild, pone los cien mil cocos del gran premio que se entregará hoy. Eduardo, uno de los tipos más ricos del Perú, es sobrino nieto de Mauricio Hochschild, grande entre los grandes bebedores de estaño del siglo XX. Si Cementos Mexicanos banca a García Márquez y al nuevo periodismo, ¿por qué Cementos Pacasmayo no bancaría a Vargas Llosa? Los Hochschild y sus socias Mitusibishi y Zuari proponen el proyecto minero Fosfatos del Pacífico en terrenos de la Comunidad Campesina San Martín de Sechura, en la región de Piura. La mina a cielo abierto destruirá el estuario de Virrilá y la zona gandera de Illescas. Estuve por allá este mes para escribir una nota sobre Bayóvar, la mina que desde 2010 explota a pocos kilómetros de allí la brasileña Vale. Hochschild firmó un contrato de usufructo y servidumbre con la fundación privada que inventaron en tiempos de Toledo para despojar a la comunidad campesina de sus recursos. Las conseciones de Hochschild se superponen con el proyecto Área de Conservación Regional Comunal Humedales de Virrillá, Ramón y Ñapique. El expediente de creación de la reserva viaja en combi, el proyecto minero viaja en avión. Los estudios de impacto ambiental son el género literario más prolífico del Perú.

Luis Manuel Claps

No hay comentarios: